San Antonio de Padua – Municipio de Pacho

Párroco:

Juan Miguel Sarmiento, Pbro.

 

Vicarios parroquiales

José Hernando Alarcón Ballén, Pbro. y Yesid Mauricio Mendoza Santana, Pbro.

 

Dirección:

Carrera 17 N° 7-46

 

Municipio:

Pacho

 

Teléfono:

8541295 y 8541824

 

Correo electrónico:

psanantoniopacho@diocesisdezipaquira.org

 

Horarios de misas:

 

 

Horario de atención:

 

 

Horario de confesiones:

 

 

CARACTERÍSTICAS DE LA PARROQUIA

 

Historia:

Desde tiempos remotos el territorio de Pacho fue habitado por dos grupos de Indígenas miembros de la familia Chibcha: los Rute y los Gotaque que intercambiaban con los Muzos y los Colimas, algodón, esmeraldas y sal; lograron formar una civilización importante de notable desarrollo. Pacho significa “Padre Bueno”; este nombre lo tomó la región y el caserío indígena acá establecido desde la época precolombina, como reconocimiento al último Uzaque muisca que gobernó la región: Diego Pacho, quien se considera su fundador. Se distinguió por su protección a las tribus y a la defensa de las fronteras enemigas. Desde la llegada de Quesada, Pacho se convirtió en encomienda; su primer encomendero fue Juan de Olmos, quien trajo misioneros Dominicos y Franciscanos para convertir a los nativos a la religión de Cristo. El 25 de agosto de 1604 el oidor Lorenzo Torrones fundó el pueblo en el sitio Cusatá, hoy vereda el Hatillo. La fundación de Pacho como entidad administrativa, según la Asamblea de Cundinamarca se celebró el 6 de enero de 1642. En 1807 fue erigido como municipio, siendo su primer alcalde don Macario Rojas. Actualmente se ha establecido como día de Pacho el 30 de diciembre. En 1905 Pacho se convierte en el Distrito Capital del Departamento de Quesada, cargo que detentó durante cinco años al cabo de los cuales dicho departamento se reincorporó a Cundinamarca.

La parroquia de San Antonio de Padua se creó en el año de 1714 (después de haber sido doctrina indígena, parroquia de indios y parroquia de blancos en distintos sitios) su primer párroco fue el Doctor Juan José Forero, quien con la colaboración de los vecinos inicio la construcción de un pequeño templo. En 1720 lo sucedió el sacerdote Tomás Acero y Vargas, quien continuó la obra del templo y la organización de la parroquia, lo mismo que sus sucesores; hasta que por el incendio de 1807 fue devorado por las llamas junto con las casas de la pequeña población.  El 8 de febrero de ese año tomó posesión de la parroquia el padre Lucas Gómez y se empeñó en la construcción del templo del cual se conserva la fachada, con planos elaborados por Nicolás Barragán. Actualmente tiene una nueva estructura en su interior, obra iniciada tras su destrucción parcial y terminada hacia el año 1993.

Geografía:

La parroquia tiene los siguientes límites: por el norte con las parroquias de Pasuncha y del divino Niño; por el sur con Supatá y Subachoque; por el oriente con Zipaquirá y la parroquia del Divino Niño; por el occidente con Vergara y El Peñón. Tiene una temperatura media de 19ºC, presenta una topografía accidentada lo cual le proporciona diversidad climática. Su extensión es 302,13 kms2 distribuidos en 40 veredas y 15 barrios.

Demografía:

Según datos del DANE el municipio tiene entre 32.500 y 32.700 habitantes.

Economía:

Las actividades agropecuarias, industriales y comerciales han determinado el desarrollo económico de Pacho. En industria se destacan la siderúrgica, la polvorería, la tecnoingeniería, las confecciones, los materiales de construcción y los lácteos. Los principales productos agrícolas son la naranja (producto típico), el café, la caña panelera, la papa, el plátano, el fríjol y las hortalizas. En el renglón ganadero y lechero registra un gran movimiento comercial con sus respectivos productos. Cabe señalar que se ha incrementado la cría de caballos de paso fino y además que hay explotaciones avícolas en menor escala. Pacho es el eje comercial entre la región de Rionegro y Bogotá.

Educación y cultura:

Se atiende suficientemente la demanda educativa en los niveles preescolar, primaria y secundaria, existen nueve concentraciones escolares urbanas y una en cada vereda; anexos de preescolar, hogares de bienestar y cuatro colegios de secundaria, se administra en forma organizada la educación superior a distancia; la tecnología y la no formal se da por intermedio del SENA. Se construyó la casa de la cultura como una respuesta al deseo de rescatar y promover los valores culturales.

Aspecto religioso:

Tradicionalmente la feligresía ha sido muy creyente, aunque su manifestación de fe se da a través de una religiosidad natural, sin embargo, los diversos grupos de pastoral que existen en la parroquia le han dado un sentido más consciente y vivencial. Dos hechos han deteriorado el sentimiento religioso de los pachunos: la proliferación de sectas y la situación de violencia y materialismo que vive el país. La construcción del nuevo templo ha despertado gran entusiasmo, aunque algunos todavía no han entendido el significado de este nuevo concepto de templo. Hay un despertar vocacional y un gran deseo de seguir al Señor en los distintos ambientes y a través de los grupos apostólicos.

PÁRROCOS DE ESTA PARROQUIA

NOMBRES APELLIDOS INICIO
Manuel M. Camargo 01/07/1887
Florentino Sarmiento 01/11/1887
Rafael Núñez y Nuñez 01/01/1888
Leonidas Forero Pinzón 01/05/1906
Efrén Bohórquez 01/02/1915
Misael Gómez 01/12/1925
Moisés Mahecha Guerrero 01/06/1967
Pedro Baracaldo Aldana 01/01/1968
Bernardo Torres Cruz 01/01/1970
Jaime Salgado Cobos 01/03/1975
Francisco Cruz Veloza 01/10/1984
Emilio Ballesteros González 01/03/1996
Desiderio Orjuela Orjuela 01/02/2001
Manuel Antonio Baracaldo Aldana 01/02/2006
Marco Tulio García Sánchez 01/02/2007
Juan Miguel Sarmiento 13/01/2014