Sed nuestro amparo amoroso, (Madre de Dios del Carmelo)

En el mes de julio en las parroquias de la Diócesis de Zipaquirá, los fieles católicos mostraron un gran cariño y devoción por la Santísima Virgen María en su advocación del Monte Carmelo. Estas muestras de cariño se vieron reflejadas en las diferentes procesiones de transportadores e instituciones que tienen esta advocación como estrella de sus vidas. Seguimos elevando oraciones a Dios a través de la Madre del Cielo para que haga de cada cristiano de esta Diócesis auténticos discípulos y misioneros como María la humilde del Señor.

Fiesta Virgen del Carmen, Topaipí – Cundinamarca.